Ir al contenido principal

Calle del Bosque (ahora tramo de Sor Juana Inés de la Cruz)

  • Nomenclatura de 1794: Callejón del Bosque.
  • Nomenclatura de 1840: Calle del Bosque, paralela a las calles del Mirto (ahora tramo de Isidro Huarte) y a una calle sin nombre (ahora tramo de Diego José Abad) por el poniente; y a la del Álamo (ahora tramo de Gertrudis Bocanegra) por el oriente.
  • Nomenclatura de 1868: Calle 14a de Victoria.
  • Nomenclatura de 1929: Calle de Sor Juana Inés de la Cruz (tramo).
  • Cuartel (1794, 1840 y 1868): Número 4.
  • Sector actual: Nueva España.


La calle a la cual hoy es dedicado este espacio es una de las que ejemplifica cómo es que se ha modificado la traza de la ciudad a lo largo del tiempo para satisfacer las necesidades de crecimiento que se dieron; este tramo de la ahora calle de Sor Juan Inés de la Cruz es el único que data del periodo virreinal, periodo en el que era conocida con el nombre del Callejón del Bosque de acuerdo con la nomenclatura asignada en el año de 1794, este callejón corría únicamente entre la actual Avenida Madero Oriente y la calle de Antonio Alzate, por lo que la calle no tenía continuación hacia el sur como en la actualidad; al ser Morelia ya una ciudad más consolidada, en el año de 1840 se decide asignar una nueva nomenclatura, caracterizada por la asignación de nombres por cada par de manzanas o en algunas excepciones como en esta abarcada tres, dos pequeñas del lado poniente y una muy amplia en el lado oriente, siendo esta de las pocas calles que conservaron el nombre que les fue asignado a finales del siglo XVIII, por lo que siguió siendo de manera oficial la Calle del Bosque. Para el año de 1868 las autoridades de la ciudad deciden asignar otra nueva nomenclatura con la finalidad de dar a la ciudad un toque de modernidad dejando de lado la tradición popular, de forma que esta calle recibió el nombre de Calle 14a de Victoria, nombre con el que permaneció hasta el año de 1929 en que se le asignó el de Calle de Sor Juana Inés de la Cruz, aun en este periodo la calle no tenía continuación hacia el sur, pero posterior a la década de los cuarenta o cincuenta le fue asignado otro par de manzanas en esa dirección por lo que ese tramo carece de historia, pues antiguamente formaba parte de un gran terreno que se extendía entre las actuales calles de Antonio Alzate, Gertrudis Bocanegra, Ortega y Montañez y Juan José de Lejarza.

Vista parcial del plano de 1794, nótese que aún no existía el jardín Heroes del 47 ni la actual
calle de Diego José Abad

Como calle del Bosque correspondiente a la nomenclatura de 1840 esta corría en dirección norte a sur, comenzando a partir de las esquinas de la calle Nacional y la de las Ánimas (ahora cruce con Madero Oriente) por el extremo norte; y finalizando al encontrarse con la calle de la Imagen (ahora cruce con Antonio Alzate) por el extremo sur.

Vista parcial del plano de 1868, nótese la desaparición de capilla de las Ánimas, creación de nuevas
calles y la conformación de la Plazuela de Huarte (jardín Heroes del 47)  

Sobre el origen del nombre de esta calle se puede decir que ocurrió lo que en la mayoría de ellas, pues para asignar el primer nombre en 1794 se recurrió al entorno y su conformación; esta calle tomó su nombre del denominado Bosque de San Pedro (ahora Bosque Cuauhtémoc), la cercanía que esta tenía al lugar y el que condujera al mismo fue muy posiblemente lo que la hizo meritoria de portar ese nombre quizá aún antes de que fuera asignada una nomenclatura de manera formal, a pesar de que en el plano de este año no aparece bien definido el bosque tal cual lo conocemos hoy en día si hay referencias de este sitio como un lugar de recreo para los moradores de Valladolid, lleno de huertas que proveían de alimento a la ciudad y un muy antiguo pueblo o barrio de indios llamado de San Pedro, lugar  de donde el referido bosque tomaba también su nombre. En el caso de esta calle es importante resaltar que fue de las pocas que ostentó el mismo nombre durante dos diferentes asignaciones de nomenclatura, primero en la virreinal (1794) y finalmente en la de 1840.

Vista hacia el extremo sur de la calle del
Bosque


Sobre el lugar, existe una brevísima descripción que realizó Mariano de Jesús Torres a principios del siglo XX, en la cual deja ver algunos datos de lo que aquí se encontraba a mediados del siglo XIX: "En la acera que ve al poniente, establecio hace algunos años, el extranjero belga, Don Francisco Godín, unos baños públicos de agua fria, y despues unos de regadera, así como un boliche y fábrica de cerveza. Aun existen los baños mas no la fabrica por haber muerto el Sr. Godín el 1° de septiembre de 1898 y después su viuda, Doña Jesús Morales V. de Godín, el 7 de agosto de 1901". En este caso un establecimiento que aquí se instaló fue el que recibió el nombre de la calle y no al contrario como el caso de las calles de la Aurora, del Licor, etcétera.

Vista parcial del plano de 1898, la calle del Bosque es ya la 14a de Victoria y se encuentra ya bien
conformada la plazuela de Huarte al poniente de esta  

Una de las características de esta calle es que es de las pocas que tiene durante su trayecto un jardín o plazuela, el que aquí se encuentra no fue de relevancia importante o al menos los planos de mediados del siglo XIX así lo indican, se sabe por uno de los planos que entre el lapso que este jardín se crea y el año de 1868 era conocida con el nombre de Plazuela del Estanque o Plazuela del Bosque esto precisamente por un estanque que se encontraba al costado sur de esta y que también daba nombre a la Calle del Estanque (ahora tramo de Fray Bartolomé de las Casas), el cambio de nomenclatura que se dio en este año no solo se aplicó a calles sino que también a las plazas existentes y para este caso se le cambió el nombre por el de Plazuela de Huarte, a la cual se le colocó una fuente en el año de 1889, que vino a agregar un poco de vida a este lugar; finalmente en el año de 1947 y a modo de homenaje a la gesta heroica de Chapultepec este cambia de nombre por el de Jardín de Héroes del 47.

Vista de la plazuela de Héroes del 47

A pesar de encontrarse muy cerca de la Avenida Madero y de la famosa Plazuela de Villalongín esta no goza de la misma fama, lo que le ha permitido estar bien conservada y ser uno de los rincones más tranquilos del centro histórico; durante el trayecto de la calle del Bosque se pueden apreciar aún fincas con fachadas que a través de las piedras que forman sus marcos de puertas y ventanas brindan un aire de calma como la que antiguamente se respiraba aquí.

Fachada de una de las casas que conforman
la calle del Bosque
Placa conmemorativa a la gesta heroica de de los Niños
Héroes en el jardín de mismo nombre


Comentarios

Entradas populares de este blog

La Azucena de las Carmelitas (ocurrió en el desaparecido Beaterio de las Carmelitas Descalzas)

Todos los rincones del centro histórico de la ciudad siempre tienen algo que contar, desafortunadamente con el paso del tiempo esos secretos resguardados van desapareciendo o quedando olvidados tras los muros de los templos, conventos y casonas antiguas, tal es el caso de este suceso que ocurrió en el desaparecido Beaterio de las Carmelitas Descalzas de Valladolid y que se aferra a desaparecer de la tradición oral de la virreinal Morelia; a pesar de que del lugar referido apenas queda un cascajo de lo que antiguamente fue, esta leyenda se niega a desaparecer. Este hecho ocurrió en lo que actualmente conocemos como la Central Vieja de Autobuses, en la zona sur del centro de la ciudad y ha pasado generación tras generación de la siguiente manera:
El Convento de las Carmelitas que estaba al sur de Morelia quedó, como todos, reducido a ruinas hace más de medio siglo. Una iglesita con su campanario en forma de palma con tres campanas y una esquila para llamar a maitines, que llevaban los re…

El Cordonazo de San Francisco (ocurrió en el desaparecido templo de San Luis Rey de Francia o del Tercer Orden)

En el complejo franciscano que se encontraba asentado en la virreinal ciudad de Valladolid, hoy Morelia, aparte del templo dedicado a San Francisco de Asís, fundador de tan sublime orden, se encontraba construido otro templo dedicado a San Luis Rey de Francia que era mejor conocido entre los antiguos pobladores como la Tercera Orden, bien sabido es para los morelianos actuales que este majestuoso templo desapareció como resultado de las Leyes de Reforma, pero, ¿qué maldición desencadenó la destrucción de este templo?, y, ¿quién pagó las consecuencias de tan terrible hecho?...a continuación la respuesta.
En Morelia, del Templo de la Venerable Orden Tercera de San Francisco de Asís, joya de arte y relicario histórico, no queda ya ni el polvo. Situado en un ángulo del cementerio del antiquísimo templo de los frailes franciscanos, se erguía con su torre afiligrana y su cúpula revestida de azulejos. En su recinto al pie de uno de los altares colaterales, estuvieron sepultados los restos mor…

Calle de las Carreras (ahora tramo de Dr. Miguel Silva)

Nomenclatura de 1794: Calle del Junco (tramo) o Calle 2a. del Junco.Nomenclatura de 1840: Calle de las Carreras, paralela a la Calle del Crisol (ahora tramo de Serapio Rendón) por el lado poniente; y a una calle sin nombre (ahora tramo de Amado Nervo) por el lado oriente.Nomenclatura de 1868: Calle 7a de Bravo (tramo).Nomenclatura de 1929: Calle de Dr. Miguel Silva (tramo).Cuartel (1794, 1840 y 1868): Número 3.Sector actual: Revolución.
La calle de las Carreras originalmente formó parte de una de las más antiguas con las que contaba la ciudad, la mayoría de las calles del primer cuadro de la ciudad no tienen fecha exacta que marque cuando se trazaron o cuando comenzó a poblarse; esta calle aparece ya en los planos virreinales de la ciudad de Valladolid, periodo en el que esta formaba parte de la Calle del Junco, está abarcaba en su totalidad la actual calle de Dr. Miguel Silva, siendo esta la segunda de cinco cuadras que la conformaban en dirección sur a norte (esta calle no debe confu…